Escrivá busca ahorrar en las incapacidades temporales y elimina el tribunal médico

Hasta ahora, si usted pasaba más de 12 meses en situación de incapacidad temporal, era un equipo de valoración de incapacidades (EVI) – coloquialmente conocido como tribunal médico– quién evaluaba si estaba en condiciones de volver a su puesto de trabajo o no. Pero a partir del 18 de mayo, será un médico inspector de la Seguridad Social quien lo decida. La diferencia es que el EVI lo conforman más profesionales, mientras que con el cambio que el departamento que dirige José Luis Escrivá ha decidido de forma “unilateral”, ahora es únicamente un profesional quién tomará la decisión.

Según la documentación a la que ha tenido acceso este periódico, el ahorro económico es uno de los motivos principales que el Ministerio aduce para el cambio. En concreto, Seguridad Social justifica que “al adelantar la efectividad de las altas médicas en expedientes que superan los 365 días de IT al menos en 20 días en cada expediente”, el coste público de estas bajas sería inferior.

Los datos de Ejecución presupuestaria de la Seguridad Social muestran que los pagos por incapacidades temporales crecieron un 9,2% en 2022, hasta los 12.463 millones de euros. Hasta marzo de este año, el coste para las arcas públicas fue de 2.793 millones de euros, un 7% más que hace un año.

Otro de los objetivos es el “ahorro en jornadas de trabajo de los funcionarios de las Direcciones Provinciales del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS)”, ya que el EVI lo forman tres funcionarios del INSS, “presidente, secretario y médico inspector”, tal como recoge la actualización de productividad que ha emitido el Ministerio. 

Los ahorros, sin embargo, no están cuantificados. Fuentes del departamento de Seguridad Social indican que “habrá que ir viendo cómo se desarrolla” este cambio para analizar qué ahorros se producen. No obstante, ya se avanza que éstos se van a producir. “Esta modificación en el sentido de que sean los médicos inspectores los que determinen el alta, prórroga o inicio de expedientes de incapacidad permanente, permitirá una actuación más ágil y eficaz y, por ende, reducirá de manera significativa el gasto tanto de gestión como de la prestación de incapacidad temporal”, apunta en la documentación el Ministerio.

Rechazo de los profesionales

Se trata de un cambio que rechaza la Asociación Profesional de Médicos Evaluadores de la Seguridad Social (Apromess) que acusa “el incremento de cargas de trabajo y la modificación sustancial” de las funciones que desarrollan. Además, según han escrito en un comunicado, consideran que “individualizar el alta no es el sistema más eficaz para mejorar la IT”.

“Somos conscientes que aumentará la inseguridad en las consultas, sufriendo enfrentamientos directos con los usuarios que sean citados a las consultas. Se verán expuestos nuestros datos personales, atentando contra nuestra protección de datos y señalándonos como responsables del alta, sin que estas medidas supongan ninguna mejora en la gestión de la incapacidad temporal”, añaden desde Apromess. 

Fuentes de la asociación trasladan a este periódico que se ha producido un incremento significativo de las incapacidades temporales que exceden los 12 meses y que ahí estaría la clave de la decisión de Seguridad Social. No obstante, creen que esta decisión empeorará más estos datos y no mejorará los indicadores como pretende el Ministerio.

Por estas razones, y por el déficit estructural de plantilla que consideran que tiene el cuerpo del Estado del que forman parte, los médicos han solicitado aplazar la entrada en vigor de este cambio hasta tener las “herramientas” y la “seguridad” necesarias. Desde Apromess trasladan que en algunos centros de trabajo el déficit de plantilla alcanza el 50%.

Por otra parte, han solicitado mayor protección de sus datos personales para evitar conflictos con los pacientes. Desde Seguridad Social responden que “los médicos ya tenían esta competencia antes de los 365 días de IT, solo se mantiene más allá de los 365”. En cuanto a la seguridad, señalan que “la mayoría de las unidades médicas cuentan en la actualidad con Seguridad, pero si es necesario tomar alguna actuación más se analizará conforme comience a aplicarse este nuevo escenario”.

Productividad

Los médicos llevaban tiempo reclamando un incremento de la remuneración por productividad que reciben. Sin embargo, no ha sido hasta que se ha cambiado este criterio en las incapacidades temporales cuando el Ministerio ha decidido actualizarlas. De hecho, Seguridad Social reconoce que se va a producir un “aumento en la carga de trabajo del médico inspector que derivará una mayor disponibilidad, y en consecuencia, vinculación que debe acompasarse con una reforma de las actuales tablas reguladoras del complemento de productividad”.

Así, ante una nueva responsabilidad, que antes compartían con el resto del tribunal médico, los médicos evaluadores recibirán entre 952 y 1.087 euros más al mes. “El problema con la productividad es que se haya ligado a una nueva función”, critican desde Apromess. Desde la asociación explican que «parte de esa productividad ya se estaba cobrando» y cifran en unos 340 euros brutos al mes el incremento real tras asumir una nueva tarea.

Este cambio en la gestión de las incapacidades temporales se producirá solo unos días después de que la patronal y los sindicatos hayan llegado a un nuevo Acuerdo Estatal de Negociación Colectiva (AENC) en el que se reseña la «necesidad de analizar, en cada uno de los ámbitos de actuación, la evolución de los indicadores de incapacidad temporal derivada de contingencias comunes».

Fuente: elindependiente.com (12/5/23) pixabay.com

Sobre Tarraco 4382 artículos
Asesoría de empresas Gestoría Tarragona