La Agencia Tributaria enviará 400.000 avisos a propietarios de inmuebles en alquiler

La Agencia Tributaria (AEAT) enviará avisos para que cumplan con sus obligaciones fiscales a 400.000 contribuyentes con viviendas en alquiler y a cerca de un millón con rentas en el extranjero, a lo que suma 14.800 a contribuyentes que operan con criptomonedas.

En el caso de las comunicaciones a propietarios de viviendas en alquiler, que ascenderán a 400.000 frente a los 1.560.000 contemplados el ejercicio anterior, la reducción se explica por la anulación en 2020 de la declaración informativa para las plataformas de alquiler, el conocido como Modelo 179, por parte del Tribunal Supremo. A lo que se suma la disminución o directamente inexistencia de la actividad de estos intermediarios por efecto de la pandemia. Los avisos se remiten a propietarios de inmuebles, en su mayor parte de uso turístico, aunque no sólo. Las fuentes de información son Internet y terceros. Estas actuaciones son meramente informativas y en cumplimiento voluntario y se suman a otros procedimientos de control.

En lo que respecta a las rentas en el extranjero, se trata de 961.000 avisos frente a 2.320.000 del año pasado gracias a la nueva información del intercambio internacional de cuentas bancarias CRS, entre otros factores. En la caída de las cifras influye que se ha incluido un periodo menor en el acumulado de datos de rentas en el extranjero.

A su vez, se harán 14.800 avisos a contribuyentes que han operado en criptomonedas. Gascón dijo ayer que el número de avisos sobre criptomonedas es “muy similar” al realizado hace dos años,

Estos avisos los envía la AEAT desde 2013 y años posteriores. También han sido en otros objeto de este tipo de advertencias perceptores de pensiones foráneas, quienes han regularizado cláusulas suelo y quienes se acogieron a los bonos de fidelización de Santander.

En el apartado de contribuyentes a los que se avisa por tener bienes en el extranjero, se incluye la información que ha proporcionado el intercambio internacional de cuentas bancarias Estándar Común de Reporte (CRS, por sus siglas en inglés). De los más de 1,5 millones de cuentas de las que había recibido información, la AEAT manejaba en 2019 datos de menos de un millón de contribuyentes con un volumen global de saldos de más de 457.000 millones de euros, datos que no coincidían con lo que conocía hasta ese momento y por los que inició actuaciones de comprobación y procedimientos inspectores. Estas actuaciones fueron, según los bufetes consultados por este diario, “masivas”, con un alud de requerimientos que recibieron más de la mitad de sus clientes con patrimonio en el exterior. En los casos en que no estimó iniciar actuaciones de control, el Fisco envió los citados avisos.

Gascón explicó que se concretaría al contribuyente dónde están situadas las cuentas para que éste pudiera contrastar la información. Esta información se considera muy valiosa, pero las cifras que se manejaban son de datos en bruto y Hacienda señalaba que había duplicidades e información que depurar, ya que algunas jurisdicciones que han enviado datos no manejan los datos asociados a un DNI, por ejemplo.

Máxime si se tiene en cuenta que los últimos datos desglosados de cuentas bancarias en el extranjero que se ofreció del Modelo 720 de declaración de bienes en el extranjero de 18.300 millones. Después de todo un proceso de depuración de la información, este año la AEAT va a mandar los citados 961.000 avisos.

Por otra parte, la Agencia Tributaria estima que ingresará un total de 1.239 millones de euros con el Impuesto de Patrimonio de 2020, un 1% más respecto a los 1.227 millones ingresados en la campaña anterior, cuyo plazo para iniciar la presentación de declaraciones comenzó ayer.

En concreto, la AEAT estima que habrá 218.596 declaraciones de este impuesto, un 1,5% más sobre las 215.351 que se presentaron el año pasado.

Por norma estatal, el mínimo exento en este Impuesto se sitúa en los 700.000 euros y la vivienda habitual está exenta también hasta los 300.000 euros, aunque ambos límites pueden variar según la comunidad autónoma.

Todos los contribuyentes a los que corresponda declarar Patrimonio deberán hacerlo exclusivamente por Internet. El plazo para su presentación se extenderá hasta el 30 de junio (25 de junio para pagos con domiciliación).

La subida de recaudación, del 1%, y de declarantes, del 1,5%, en el Impuesto de Patrimonio Gascón la atribuye en la pandemia a que mucho volumen de patrimonios es inmobiliario y no se ve afectado por la crisis, y tiene una valoración elevada en el cómputo del impuesto. A lo que suma que aunque caen algunos rendimientos mobiliarios, los de fondos de inversión crecen. Y que ha crecido significativamente el ahorro de los hogares en 2020.

Entre las novedades que ofrece la AEAT este año a los ahorradores, cabe resaltar que la herramienta para integrar ganancias y pérdidas patrimoniales denominada cartera de valores se sofistica. Ya permitía visualizar en Renta Web la composición de la cartera a 1 de enero del año de devengo y las operaciones del ejercicio, así como volcar todas las rentas generadas por la venta de acciones cotizadas. Pues bien, ahora permite la incorporación de un mayor número de datos, avanzando en la facilitación de la declaración a pequeños inversores.

Se incluyen supuestos complejos de operaciones societarias. De este modo, el cálculo a partir de este año de las plusvalías y minusvalías es automático para la mayoría de los supuestos. Las nuevas incorporaciones automáticas son: tipo de operación (lucrativa u onerosa), gastos de la operación (con separación de conceptos); en la suscripción de acciones, importe acumulado de los derechos de suscripción previamente adquiridos para acudir a la suscripción, y las siguientes operaciones relativas a las acciones: splits y contrasplits; fusiones, escisiones, canjes de acciones con diferimiento en la tributación, y reducción de capital con amortización de valores, devolución de aportaciones y procedentes de beneficios no distribuidos.

Fuente: Expansion.com (8/4/21) Pixabay.com