Los españoles compramos los coches más caros que nunca y Hacienda hace una caja récord en 15 años

Hacienda va a recibir los mayores ingresos en concepto de impuesto de matriculaciones en 15 años. A falta de conocer el dato definitivo de diciembre, las arcas públicas van a superar los 700 millones de euros en el último año, según los datos de la Agencia Tributaria. Estas cifras por este tributo no eran tan altas desde 2008. Además, el crecimiento es sustancial respecto a hace una década, cuando dicha figura registraba menos de 300 millones de euros al año.

Este incremento de ingresos se explica fundamentalmente por tres factores. En primer lugar, es el crecimiento de la base imponible. Es decir, porque en 2023 se han vendido los coches más caros de la historia. Según registra Hacienda, la media de precio por coche matriculado este año supera los 23.600 euros. Se trata de un aumento del 7% con respecto al año pasado. Pero el incremento con respecto a 2019, último año previo a la pandemia, es muy sustancial. El precio medio del vehículo matriculado hace cuatro años fue de algo más de 18.000 euros. Esto significa que los coches vendidos han aumentado su precio de venta de media en más de 5.000 euros (+30%).

El incremento en el precio de los vehículos, a su vez, también tiene varias causas. En primer lugar, está la subida generalizada de precios, que también afecta a la industria del automóvil. Los precios de la energía, de las materias primas, de la logística o los salarios ha afectado con fuerza a la industria, que sufrió importantes cuellos de botella y escasez de chips durante muchos meses entre 2021 y 2022.

Pero también afecta de forma muy sustancial la tendencia de los usuarios a comprar coches más grandes y con mayores prestaciones. Según los datos de Anfac, los modelos SUV son los que más crecen en los últimos años. De 867.000 automóviles vendidos este año hasta noviembre, 500.000 son crossover (57% del total). Estos coches, en general, cuestan más que otro tipo de autos. Además, un responsable comercial de un concesionario explica a El Confidencial que las grandes marcas están optando por modelos donde pueden obtener mayores márgenes. Ahí están ejemplos como la decidida apuesta de SEAT por Cupra. De ahí que también los coches matriculados sean vehículos de más alta gama que en años precedentes.

Este aumento de la base imponible compensa la venta de menos coches este año que en ejercicios como 2018 y 2019, cuando la industria vendió más de 1,3 millones de automóviles. En 2023 han aumentado las matriculaciones respecto a los años de la pandemia, pero no se esperan que superen el millón de unidades.

El tercer factor que explica los datos récord de recaudación es el aumento de la cuota a pagar por vehículo matriculado. Ya desde 2022 ha aumentado con fuerza. En ambos años ha estado próximo a los 800 euros por vehículo de media, frente a los casi 500 euros que se pagaban de media en 2019. Las razones tienen que ver con la compra de más vehículos que no están por debajo de los 120 gramos de emisiones de CO₂ por kilómetro, que deja esta tasa exenta.

La compra de coches más grandes y pesados contribuye a que en general sean más contaminantes pese a las mejoras de eficiencia. Además, desde el pasado año los sistemas de control son más exigentes que los que había antes y eso ha provocado que muchos modelos pasen a pagar cuando antes no lo hacía. Este control más estricto se implantó en toda Europa a raíz del dieselgate de Volkswagen.

Otro factor que contribuye al aumento de emisiones de CO₂, y por ende, a pagar más cuota de impuesto de matriculaciones, es que los compradores están optando en mayor medida por los vehículos de gasolina con respecto a los diésel. Ya solo el 12% de los nuevos vehículos vendidos es de motor a gasóleo. Los motores propulsados por gasolina emiten de forma general más CO₂ que los movidos por diésel, que tienen otros problemas de emisiones de partículas. Sin embargo, a efectos de la tasa por compra de coche solo tiene en cuenta el dióxido de carbono.

Con la venta de coches cada vez más eficientes y ecológicos, el impuesto de matriculaciones debería ir a menos, pero por ahora, los datos indican que la tendencia es al alza. De esta manera, este impuesto logra un récord y se suma a los máximos históricos de otras grandes figuras como el IRPF, el impuesto de sociedades o el IVA.

Fuente: elconfidencial.com (23/12/23) pixabay.com

Sobre Tarraco 4360 artículos
Asesoría de empresas Gestoría Tarragona