Más de 140.000 vehículos pesados de transporte internacional tienen que sustituir su tacógrafo en los próximos dos años

Tal y como establece el Paquete de Movilidad, los vehículos que realizan transporte internacional deben ir provistos de un tacógrafo inteligente de segunda generación. Esto obligará a más de 140.000 vehículos pesados de transporte internacional a sustituir su tacógrafo en los próximos dos años.

Dependerá de cuándo se haya matriculado el vehículo y qué tipo de tacógrafo lleve para verse obligado a sustituir el tacógrafo que lleve instalado en una fecha u otra: si el vehículo está matriculado antes de junio de 2019, tiene de plazo hasta antes del fin de diciembre de 2024 para sustituir su tacógrafo por uno inteligente de segunda generación. Si el camión, o autobús o autocar, lleva instalado un tacógrafo inteligente de primera generación, tiene hasta antes del 21 de agosto de 2025 para sustituir su tacógrafo por uno inteligente de segunda generación.

Solo en la flota de vehículos pesados española afecta a más de 140.000 vehículos: 130.000 camiones y 11.000 autobuses que realizan transporte internacional en la actualidad y no cuentan, porque están matriculados antes del 21 de agosto de este año, con tacógrafo inteligente de segunda generación. La flota europea obligada a hacer esta sustitución («retrofit») está entre 800.000 y 1.000.000 de vehículos.

Hay dos años para hacer esta sustitución, como máximo, lo que ha llevado a los fabricantes de tacógrafos digitales a triplicar turnos, como ha comentado Continental VDO, que está produciendo en la actualidad 18.000 tacógrafos inteligentes de segunda generación semanalmente.

Todo este «conflicto» con el tacógrafo inteligente de segunda generación surgió en verano, cuando apenas había fabricantes con un modelo homologado o recién homologado (Continental VDO obtuvo la homologación de su DTCO 4.1 en junio de este año), lo que limitaba considerablemente la producción en la fecha obligatoria de instalación (21 de agosto) y su entrega a los fabricantes de camiones a tiempo.

Y a partir de 2026, los vehículos ligeros (entre 2,5 y 3,5 Tn. de MMA) que hagan internacional, también tendrán que llevar instalado un tacógrafo inteligente de segunda generación.

Fue el Paquete de Movilidad, aprobado en julio de 2020, el que introdujo la necesidad de un nuevo tacógrafo, «más inteligente», con mejor tecnología para el posicionamiento del vehículo y control del conductor, para dar cumplimiento a toda la regulación que afecta a los conductores y a los vehículos, como el retorno de los conductores y de los vehículos a sus estados; la limitación del cabotaje o el desplazamiento de conductores. Se trataba, en resumidas cuentas, de contar con herramientas que pudieran poner coto a la deslocalización de empresas y la competencia desleal ejercida por ellas.

Fuente: fenadismerencarretera.com (26/9/23)

Sobre Tarraco 4394 artículos
Asesoría de empresas Gestoría Tarragona