Por qué Audi demanda al grupo Volkswagen?

audi volkswagenLa filial del grupo Volkswagen, Audi AG, aseguró ayer que ha demandado por supuestos delitos contra el derecho penal alemán a su matriz.

La demanda se ha presentado en Ingolstadt, la ciudad alemana sede de Audi, un día después de conocerse que la Fiscalía de dicha localidad estaba investigando la manera de iniciar un procedimiento legal contra la firma de los cuatro aros por su responsabilidad en el caso Volkswagen.

A diferencia de lo que ocurre con una filial participada al 100% (como puede ser el caso de Seat), en una filial cotizada, los administradores de esa sociedad están obligados, por temas de cumplimiento normativo, a velar por los intereses de todos los accionistas, especialmente, de los minoritarios. En este caso, el 0,5% del capital en Bolsa que Volkswagen no posee de Audi se ha convertido en una ventana judicial para que los accionistas minoritarios presenten reclamaciones contra los propios consejeros por los efectos que sobre el valor de la acción o el patrimonio de Audi tengan las actuaciones de Volkswagen.

Al presentar una demanda penal contra su accionista mayoritario, Audi se blinda en tres aspectos a la vez. Primero, es una cuestión meramente reputacional, haciendo único responsable al grupo VW.

Pero, según los expertos consultados, al mismo tiempo se logra una doble protección legal. Los administradores se blindan ante posibles acciones de responsabilidad por parte de los minoritarios. De no hacer nada, la ley alemana es muy estricta y castiga a los consejeros de la sociedad a que respondan económicamente de los daños ocasionados no sólo por sus actos, sino también por sus omisiones, es decir, si no hubieran emprendido acciones legales contra VW.

Al mismo tiempo, al acudir por la vía penal, prácticamente paralizan cualquier demanda civil (solicitud de indemnización) que se presente posteriormente contra Audi, ya que en los tribunales alemanes, al igual que en los españoles, primero han de resolverse las causas presentadas por vía penal y después ya se cursan las civiles. Incluso en el caso de que algún juzgado aceptara alguna demanda (ya sea individual o colectiva), Audi tendría el argumento para defenderse de que ya ha iniciado acciones contra el responsable del fraude, por lo que su responsabilidad quedaría limitada por ley.

Audi ha reconocido que tiene 2,1 millones de coches afectados de sus modelos A1, A3, A4, A5, A6, Q3 y Q5 del total de los 10,8 millones que tiene el grupo VW con el sotfware trucado en todo el mundo.

Fuente: Expansion.com (30/9/15)