Los falsificadores de recetas que defraudaron 300.000 euros utilizaron datos de fallecidos

receta_medicaLa red de falsificación de recetas médicas llegó a usar datos de pacientes jubilados y hasta de personas fallecidas. En un plazo de solo 10 meses, la organización defraudó 300.000 euros con la falsificación de 3.000 prescripciones. El subdelegado del Gobierno en Huelva, Enrique Pérez Viguera, y varios mandos de la Guardia Civil explicaron ayer los detalles de la Operación Felicia que se ha saldó con 13 detenidos y 3 imputados.  En la actualidad todos ellos se encuentran en libertad con cargos.

La investigación se realizó en colaboración con la Inspección de Farmacia  de la Consejería de Salud. La operación se inició en junio de 2012 y tuvo como ámbito de actuación Huelva y Sevilla. Entre los detenidos se encuentran dos médicos, una farmacéutica y diez visitadores médicos. Los imputados son un visitador médico y dos farmacéuticos: uno de Huelva y otro de Sevilla.

La investigación se inició con la denuncia presentada por un médico, quien manifestó que le habían sustraído siete talonarios de recetas del centro de salud de Punta del Moral.

Esto motivó que los agentes encargados de la investigación, se dispusieran a averiguar el destino de estas recetas, así como el posible recorrido de dichos talonarios. A pesar de que los datos de los pacientes que figuraban en las recetas, generalmente jubilados, eran reales, éstos negaron haber recibido tales medicinas. En otras ocasiones los pacientes habían fallecido con anterioridad a la expedición de la recetas.

«Después de estas verificaciones, los agentes llegaron hasta el centro de salud de Punta del Moral, -añade la Subdelegación- pues la mayoría de las recetas habían sido selladas y extendidas en este centro, a pesar de que ni los médicos ni los pacientes hubieran estado nunca en dicho centro».

Fuente: eldiadecordoba.es (7/5/13)