Amazon busca en España repartidores autónomos con coche a 14 euros por hora

 

La compañía de comercio electrónico Amazon se prepara para lanzar en España Amazon Flex, un sistema mediante el cual buscará a trabajadores autónomos que cuenten con vehículo propio para repartir paquetes de la empresa por hasta 14 euros la hora. “Recibe hasta 28 euros por cada bloque de dos horas”, reza la página web. El servicio “se encuentra en fase de activación en Madrid en corto plazo, a la espera de conseguir trabajadores”, según fuentes de la compañía. Amazon Flex ya opera en Estados Unidos y Reino Unido.

La compañía de comercio electrónico se encuentra en auge en España y asegura entregas a domicilio “en dos horas” con su servicio Amazon “Prime Now”, lo que aumenta su necesidad de contar con repartidores. La batalla en el mundo de las compras en línea se mide en la rapidez en la que se envía a domicilio, donde Amazon impone el ritmo, mientras que las compras en línea continúan aumentando y se prevé que una cuarta parte del gasto navideño de la campaña 2017 se haga online, según Deloitte. Sin ir más lejos, este Black Friday las ventas online crecieron un 18,4% frente hace un año, de acuerdo con Adobe Analytics, y Amazon es de lejos el principal beneficiario.

Desde Amazon aseguran que el programa Flex ofrece a los participantes la oportunidad de “descargar la aplicación Amazon Flex, ser evaluados y comenzar a entregar paquetes como socios de entrega independientes utilizando la tecnología de Amazon para apoyar sus servicios de entrega”. Fuentes de la empresa explican que el servicio es complementario, por lo que continúan utilizando “cientos” de empresas de transporte en todo el mundo.

Los gastos, por cuenta propia

Captura de pantalla de la web de Amazon Flex donde se muestra la app.
Captura de pantalla de la web de Amazon Flex donde se muestra la app. 

Pese a que la compañía oferta el empleo con una retribución de “hasta 28 euros por cada bloque de cada dos horas”, los trabajadores tienen que hacerse cargo de gastos como la gasolina y mantenimiento del vehículo. Además, al tratarse de autónomos, se añade la cuota que estos deben abonar al darse de alta en la Seguridad Social. Fuentes de la compañía explican que se plantea como un empleo a tiempo parcial, y que los bloques que puede trabajar cada persona “dependen de la disponibilidad y la demanda del cliente”.

Empresas con servicios similares como el que Amazon Flex espera implantar, como Glovo o Deliveroo esta última conocida porque sus trabajadores entregan comida en bicicleta, se enfrentan a polémicas por las condiciones laborales de sus trabajadores. Así, en Deliveroo, los riders, como se conoce a los trabajadores, protestaron este verano por las condiciones laborales de la empresa, exigiendo un mínimo salarial y un mínimo de 20 horas de trabajo semanales. Por su parte, Deliveroo anunció en junio un nuevo “modelo de colaboración” para sus repartidores. El contrato prometía una media de ingresos de 10,5 euros la hora, un 5% más que el marco de la colaboración anterior, y marca un pago fijo por pedido.

Por su parte, fuentes de Amazon aseguran que “la empresa se preocupa por cumplir los aspectos legales y las condiciones laborales de cada país”, por lo que no están preocupados por tener problemas de este tipo con sus trabajadores.

Fuente: Elpais.es (27/11/17) Pixabay.com